El Hotel

El hotel se distribuye en tres niveles y ofrece a sus huéspedes 35 habitaciones con todas las comodidades: baño con ducha, ropa de cama y toallas frescas, kit de cortesía, secador de pelo, minibar, TV, aire acondicionado / calefacción y conexión Wi-Fi gratuita.
Una de las habitaciones está equipada para minusválidos con ducha sin escalones y amueblada para ofrecerles una estancia agradable.
Ha sido renovado en 2016 y los espacios son acogedores y están equipados con todas las comodidades modernas; la zona central del Hotel es el Hall, donde encontrará un bar abierto durante todo el día.
La fuerza del Hotel Castello es el restaurante "Ai Girasoli", un lugar cálido y acogedor donde puede encontrar los sabores auténticos de la cocina toscana. En frente del hotel hay un gran aparcamiento privado para los huéspedes del hotel y para los del restaurante. Para los autobuses hay un área reservada.